Buscar

La escritura es un estado

Elma S. Vega

¿Y este blog?

En 2007 comencé a escribir un blog sobre alfarería asturiana. Por aquel tiempo me documentaba para un trabajo sobre el tema que generó, entre otras cosas, una obra de teatro juvenil: El enigma del palacio de Bao.   Ya entonces, me propuse crear uno acorde con mi actividad literaria. Sin embargo, han tenido que pasar varios años, ocurrir muchas cosas y aclarar algunas dudas sobre si lanzar una bitácora más a la saturada blogosfera para que me decida.

Lo hago, por fin, tras los múltiples agradecimientos que recibo por publicar cada mañana un microcuento en la red social Facebook y el ruego continuo de que no deje de hacerlo. Al parecer, han ayudado a mucha gente a superar circunstancias adversas, a distraerla de sus preocupaciones o, simplemente, a recibir la mañana con una sonrisa. De modo que los he recopilado y publicado en la categoría Microcuento. A ellos se sumarán otros e iré añadiendo nuevas entradas en las que abordaré temas de actualidad, opiniones sobre libros, autores, reflexiones y escenas autobiográficas con las que puedas identificarte. Por tanto, que tú leas lo que publico será determinante para que este apartado siga creciendo.

En definitiva, me importa saber si te gusta este blog que da voz a una escritora que, desde muy joven, siente íntimamente la escritura. Porque como anotó el poeta José Ángel Valente en Diario anónimo (1959- 2000)  “La escritura no es un acto, es un estado”. Un estado que tarde o temprano exige ser compartido con lectores, en una relación en la que ambos crezcamos.

Anuncios
Entrada destacada

Jovellanos lo vería así

-Me pregunto qué defendería Jovellanos de vivir hoy en día.
-Desearía transformar el país y modernizarlo. Lo mismo que hizo en el siglo de las luces.
-Lo que se traduciría…
-En proteger la cultura propia, apostar por las energías limpias e invertir en I+D+i.
-¿Crees que de esta lo conseguiría?
-No.

Ilustración: duitang.com

Atraco a la sucursal

-Una vez así dispuestos sacamos la pistola de goma y gritamos: ¡manos arriba o disparo!.
-Temo sospechen de nosotros nada más entrar.
-¿Quién va a sospechar de un grupo de titiriteros?
-En un banco…
-Precisamente. En un banco todos estarán muy serios. Nos seguirán con la mirada divertidos mientras hacemos monadas y, entonces, daremos el golpe.
-¿No habrás ido demasiado al cine?

Ilustración: Wolf Erlbruch

No quiero acabar así

-Mamá no quiero viajar más en bus.
-Es el modo más directo, económico y ecológico de llegar a casa, cariño.
-Es que me temo, mamá, que los pasajeros del bus me están contagiando.
-¿De qué?
-Del mal gesto que tienen.

Ilustración: Olga Demidova

-Te abro ahora mismo, Miguel.
-No me apetece pasar.
-Ya sabes que mis padres no ponen objeción.
-Merche, siempre quieres que nos veamos en tu casa. Explícame por qué cuando te hice la pregunta de si querías salir conmigo respondiste que sí.
-No sabía que tenía que interpretarla literal.

Ilustración: Itunohika
«Sé tenaz, constante, paciente, no disperso, prioriza y lo habrás logrado».
Ilustración: Kelly Murphy

«Una de las muchas cosas espantosas que había aprendido en los últimos tiempos era que las simas de la deshonra y humillación personal en la que uno podía sumirse no tenían límite».

JOHN BANVILLE
La señora Osmond

Ilustración: Pinterest, Orietta Venturini:Emozioni

Ejercicio “incanino”

-¿Qué tal lo hago?
-Se te ve muy buena intención, Kirke, pero debes de estirar más las patas delanteras y arquear el lomo.
-Eso solo es capaz de hacerlo un gato.

Ilustración: Society6

Simplemente tristeza

-Anastasia, no seas excéntrica, no te tomes el chocolate que cayó en en el plato.
-No es por excentricidad, es por necesidad. Desde que murió mi Paco no tengo ganas de cocinar.
-Deberías ir al médico.
-Ya fui. Me dio unas pastillas para la depresión.
-Deberían haberte hecho efecto.
-¿Por qué motivo, Servanda? Yo no tengo depresión, tengo tristeza.

Ilustración: Birggita Lindeblad

Conflicto disciplinar

-¿A quién buscáis?
-A Puppy.
-Se fue.
-¿Cómo que se fue? ¿Adónde?
-Con otra dueña, tú lo abandonaste.
-Yo no lo abandoné. Me fui a estudiar interna a un colegio. Os dije que volvería.
-A Puppy ya lo abandonó tu madre y tu abuela, no quería volver a pasar por lo mismo. Decidió irse él, y yo me lo estoy pensando.
-Has de saber, pato listo, que el hecho de que yo os haya dado tanta autonomía no os da derecho a la autodeterminación.

Ilustración: Honor C. Appleton

A la búsqueda del personaje ejemplar

-¿Javi, quién es tu héroe preferido?
-No tengo ninguno, Rebeca. El de mi abuelo es Luke Skywalker, el de mi padre Indiana Jones, el de mi hermano Harry Potter y yo soy incapaz de encontrar un héroe que me atraiga.
-¿Has probado a buscar un perdedor?

Ilustración: Simini Blocker

Conocimiento de lector

-Tienes unos libros muy guapos.
-Me los regalan mis padres. Son de lo que creen que leer culturiza.
-¿Cultu qué?
-Culturiza. ¿No conoces esa palabra?
-Pues no, la verdad. Claro está, que yo de niña no leía.

Ilustración: Pascal Campion

Meditación ineficaz

-Tampoco funciona. ¿Qué podría hacer yo para ser tan feliz como mis amigos de Facebook?

Ilustración: dreamstime.com
«Pierde el que siente rencor, gana el que olvida».
Ilustración: Pinterest

«—Piensa un poco, Camille. La duda es el lujo de los sabios. ¿Quieres que te cuenta la historia del hombre que no quiso dudar?
—No —dijo el Veloso.
—No —dijo Camille—. La sabiduría me aburre.
—Entonces no pienses. Actúa. La audacia es el lujo de la gente con carácter.

FRED VARGAS
El hombre del revés

Ilustración: Briony May Smith

Principio canino

-Estás tirando los espaguetis.
-¿Mmm?
-Confío en que los humanos no os empeñéis en que los perros hagamos más de una cosa a la vez. Va contra natura desperdiciar la comida.

Ilustración: Yaoya Ma

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑